14 de novembre de 2016

"La oscuridad tiene su morbo"

[Diari de Tarragona, 13 de noviembre de 2016]

Mònica Just 

Entrevista a Jordi Ledesma, escritor


El cambrilense Jordi Ledesma acaba de publicar ‘Lo que nos queda de la muerte’ (Alrevés), novela que se suma a ‘Narcolepsia’ y ‘El diablo en cada esquina’. Este jueves (19.30h) la presentará en el salón de plenos del Ayuntamiento de Altafulla y el sábado participará en el festival literario de Gràcia, en una charla sobre el género negro.
- ¿Qué nos queda de la muerte?
- Tenemos un tiempo ínfimo de vida comparado con lo que dura la muerte, y todos los personajes de la historia tienen un vínculo con ella. El título de la novela me lo inspiró una frase de Walt Whitman: La vida es lo poco que nos sobra de la muerte.
- La frase inspiró la novela?
- No, pero la tenía muy presente. La novela tiene tres lecturas. Es un relato de género, pero también tiene un trasfondo social y de novela de iniciación, camino de vida y aprendizaje. Es la historia de un escritor que vuelve a su pueblo 25 años después de los hechos que se explican...
- La ambienta a principios de los noventa y en una población costera...
- Me sentía más cómodo así. Los hechos suceden en un pueblo no definido en el libro pero que podría ser cualquier localidad de la costa tarraconense. En cierto modo, es Cambrils.
- Hay quien dice que con su relato consigue diluir la frontera entre realidad y ficción.
- Es ficción, pero también he añadido sucesos que realmente ocurrieron y que todos conocen. Es la mezcla de una historia 100% ficticia con acontecimientos reales. Y el hecho de que esté narrada en primera persona genera la confusión de que parezca verdad.
- ¿Qué le dice la gente?
- Hay quien me pregunta a quién representa un personaje u otro. En las otras novelas también me pasaba, pero en esta ocasión ocurre más, porque las anteriores tocaban mundos más lejanos como las drogas o el crimen, y los personajes eran más sórdidos. En definitiva, no dejan de ser estereotipos de mucha gente que he conocido. En Lo que nos queda de la muerten hablo más del día a día del pueblo, así que podría ser uno mismo.
- ¿Cómo ha evolucionado desde si primera novela, ‘Narcolepsia’?
- Creo que he madurado mucho como autor. He sido bastante exigente conmigo mismo. Leo mucho. Antes, sobre todo, escribía, y ahora reescribo más. Pero no dejo de pensar en que estoy en un momento de aprendizaje. Todas las obras son completamente distintas y esto es síntoma de evolución. Además, he conocido a buenos escritores que me han aportado mucho.
- ¿Siente que tiene un idilio con la novela negra?
- Las etiquetas no las ponemos nosotros, sino la crítica, los libreros y los editores. Es algo más comercial. Esta es una obra más clara, literaria. No trata tanto la violencia física como las anteriores, sino más psicológica y social, sin dejar de tener un trasfondo negro y tratar el lado más oscuro de las personas.
- ¿Le llama la atención este lado oscuro?
- Me gusta. Tiene cierto morbo. De hecho, cuando leo las páginas de sucesos de los periódicos siempre me pregunto qué hay detrás de cada historia, por qué aquellas personas han hecho lo que han hecho. Siempre hay un por qué. En esta ocasión, Lo que nos queda de la muerte reflexiona en torno a las motivaciones que hay detrás de las conductas.
- Con sus anteriores obras se abrió al mercado latinoamericano... ¿Cómo lo vivió?
- Con satisfacción, y también con paciencia. Porque en el momento en el que publicas un libro deja de ser solo tuyo, así que pasará lo que tenga que pasar. Creo que esta es mi mejor novela. Me gustaría que llegara lejos pero como escapa de mi control, tampoco me obsesiona.
- ¿Qué más tiene entre manos?
- Siempre escribo cuentos y los voy acumulando. Quizás algún día los agrupe en un volumen. Y también trabajo en otra novela, pero está en fase embrionaria.


0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada

 
Google Analytics Alternative