4 de maig de 2016

Doce años de género negro

[El Periódico de Castilla y León, 4 de mayo de 2016]

Diego Matos

Se celebra una nueva edición del Congreso de Novela y Cine Negro que ya se ha consolidado como una cita obligatoria para todos los especialistas


Si hay que buscar algún culpable, ése debería ser Edgar Allan Poe. Cuando se habla de padres del género negro suelen venir a la cabeza primero Raymond Chandler o Dashiell Hammet; pero fue Poe quien escribió las tres primeras historias en las que el crimen era el asunto central: Los asesinatos de la calle Morgue (1841), El misterio de Marie Roget (1842) y La carta robada (1849). Más tarde, Chandler, en su libro El simple arte de matar (1950), redefinía la novela negra como “la novela del mundo profesional del crimen”.

Ha pasado mucho tiempo desde aquellas primeras historias, desde aquellas obras clásicas, pero aún hoy se mantienen las características que definen el género (aunque está en constante mutación y algunas van modificándose): las voces en off, protagonistas en primera persona, turbio y complejo pasado de los personajes (que además son grises, con aristas, ni muy buenos, ni muy malos; héroes trágicos con grandes dilemas morales), tramas complicadas donde nada es lo que parece... Detectives privados, policías, hampones, femmes fatale, campan a sus anchas por novelas, películas, series de televisión, videojuegos y cómics.

Salamanca negra

Todos se cruzan en Salamanca, entre el 3 y el 6 de mayo, en el XII Congreso de Novela y Cine Negro. Una cita obligatoria para todos los investigadores y amantes de este tipo de productos que sigue sumando ediciones en su haber. Julio López Revuelta, concejal de Cultura y Turismo, considera que la organización realiza “un gran trabajo para realizar este congreso, que ya está consolidado como un referente en el panorama del género negro a nivel internacional”.

“Cuando empezamos en 2005, en el cartel ponía ‘I Congreso’ pero la verdad es que no teníamos muy claro si iba a ser el único o si por el contrario, como finalmente ha sido, iba a ser el primero de muchos”, expresan Javier Sánchez Zapatero y Àlex Martín Escribà, profesores de la facultad de Filología de la Universidad de Salamanca y directores del encuentro. “El congreso ha ido creciendo sobre la marcha y si ha pervivido doce ediciones ha sido por la extraordinaria respuesta que ha tenido siempre entre los participantes, el alumnado, la propia universidad... Pero siempre ha sido un proyecto a corto plazo, que ha ido creciendo congreso a congreso”, complementan.

“Congreso a congreso”

Durante cuatro días, creadores, profesores, investigadores, alumnos y especialistas en el género negro procedentes de universidades y de centros de investigación de todo el mundo (en el de este año participan investigadores de España, Francia, Italia, Polonia, Argentina, Estados Unidos, México, Brasil y China) se concentran en Salamanca para compartir experiencias y resultados.

“Son cuatro días de profunda reflexión sobre el género desde distintos puntos de vista. En un ambiente estupendo. Estamos muy orgullosos de comprobar que los asistentes y comunicantes del congreso se marchan siempre contentos, con la sensación de haber sido bien tratados y de haber aprendido y disfrutado a partes iguales”, exponen desde la organización.

Esta edición se presenta bajo el título específico de La globalización del crimenporque el género, en palabras de Sánchez Zapatero y Martín Escribà, se “está globalizando y se está diversificando. En el fondo, las señas de identidad del género negro son muy maleables, puesto que se trata de una narración estructurada en torno a la investigación de un crimen que incluye una mirada crítica sobre la realidad circundante. Ese esquema puede adaptarse no solo a muy diversos soportes y códigos narrativos, sino también a muy diferentes lugares y culturas. De ahí que el género tenga tanto éxito y repercusión en prácticamente todas las partes del mundo en la actualidad, y de ahí también la capacidad que tiene para hibridarse con otras formas narrativas como la novela histórica, la crónica de no ficción o la ciencia ficción”.

Investigación y encuentro

Las sesiones tendrán lugar en las facultades de Filología y de Traducción y Documentación, de martes a jueves en horario completo y el viernes sólo por la mañana. En ese marco se difundirán las comunicaciones de los más de 120 especialistas que analizarán los aspectos más destacados de la actualidad del género negro. “Las comunicaciones siempre son evaluadas por un comité científico y en todas las ediciones hay algunas propuestas que se quedan fuera. Intentamos que todas las sesiones teóricas que se desarrollan en el congreso tengan la máxima calidad posible y, sobre todo, que se ajusten a la temática”. Con la información extraída de estas intervenciones se publicará un libro teórico y divulgativo que saldrá, como cada año, con la llegada de la edición siguiente.

Además, contará como conferenciantes más destacados con la presencia de los escritores Julián Ibáñez, Claudio Cerdán, Berna González Harbour y Toni Hill. Y asistirán otras personalidades, como el actor Carmelo Gómez o el médico forense y profesor de la Universidad del País Vasco, Francisco Extebarría Gabilondo. También acudirá al congreso el escritor cuya obra resulte galardonada con el IV Premio de Pata Negra que, creado por el Congreso y por la empresa de embutidos Julián Martín, distingue a la mejor novela negra española de los últimos meses.

“Nos gusta que la mirada que el congreso ofrece sobre el género sea lo más poliédrica posible”

“Nos gusta que la mirada que el congreso ofrece sobre el género sea lo más poliédrica posible, y por eso hay siempre representantes de la literatura, del cine, del ámbito académico... Este año, la decisión de invitar a un forense está relacionada con nuestro interés en vincular la ficción con la realidad, comparando qué visión ofrecen los libros y las películas negras de la actividad forense, y como se desarrolla esta en la realidad”, comparten los organizadores.

Y durante todo el congreso se podrá ver la exposición Un disparo al autor, a cargo de la fotógrafa Ana Portnoy, que muestra retratos de autores representativos del género negro. Se trata de una actividad organizada en colaboración con el servicio de Actividades Culturales de la Universidad de Salamanca.

Un congreso con un programa completo, repleto de contenidos y actividades, que demuestra que el género negro está muy vivo en Salamanca, más allá de los crímenes, las femmes fatale o los detectives.




0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada

 
Google Analytics Alternative