3 de desembre de 2014

Los diez títulos imprescindibles de novela negra para estas Navidades

[La Vanguardia, 3 de diciembre de 2014]

Dolores Redondo, Carlos Quílez, Belén Gopegui, Dennis Lehane, o James Ellroy, entre los autores destacados

Paco Camarasa


Ofrenda a la tormenta / Ofrena a la tempesta, de Dolores Redondo. Destino/Columna
Una de las novelas más esperadas, porque resuelve las incógnitas que la autora ha ido deslizando en las dos anteriores novelas. De las que no se pueden dejar, ni para ir a la ducha.

Manos sucias, de Carlos Quilez. Alrevés
Tiene un subtítulo: Una novela sobre la corrupción que se parece demasiado a la verdad. Como diría Schuster: “No es preciso decir nada más”.

Los amantes de Hiroshima, de Toni Hill. DeBolsillo
Otra de las novelas esperadísimas. Permite saber qué pasó con la mujer del Inspector Salgado, en un contexto de indignados y realidad compleja.

El comité de la noche, de Belén Gopegui. Random House
La autora utiliza su saber narrativo, su excelente literatura, para mostrar la lucha de dos mujeres contra el tráfico de sangre. Dos mujeres que luchan por un mundo más justo.

La entrega, de Dennis Lehane. Salamandra Black
Es aconsejable leer primero esta novela corta, para paladear los matices de la mirada del creador de “Mystic River”, sobre la vida real en un bar, que ha cambiado con sus vecinos.

American Noir, de James Ellroy y Otto Penzler. Navona.
La mejor antología de narrativa corta negrocirminal que podemos leer. Diez autores imprescindibles. Diez autores de los mejores, para mostrar la diversidad y la potencia de un género.

La muerte del pequeño Shug, de Daniel Woodrell. Alba.
Una pequeña joya que no debería pasar desapercibida. Corta y contundente. Dura porque dura es la realidad y la historia que describe con maestría.

El expreso de Tokio, de Seicho Masumoto. Libros del Asteroide
Una investigación de corte clásico, en el Japón de los años 50. Mientras la policía investiga nosotros conocemos hábitos cotidianos del Japón de la época. Ellos no tenían a la Renfe.

La sangre de los King, de Jim Thompson. RBA Serie Negra.
La recuperación de uno de los tres mejores narradores de novela negra. El sarcasmo como bisturí para mostrar la mezquindad que subyace en las “familias felices”.

No nos dejan ser niños, de Pere Cervantes. Ediciones B.
Una primera novela. Perfecta descripción del procedimiento policial. Marco poco habitual: las calles de Ciudadela en Menorca; sospechoso poco habitual: la suegra de la inspectora.






0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada

 
Google Analytics Alternative